El Pastor y las Ovejas



Pastando un Joven su ganado,
gritó desde la cima de un collado:
"¡Auxilio que viene el Lobo amigos labradores!"
Éstos al oírlo, abandonando sus labores,
y acuden prontamente,
pero hallan una broma solamente.

Vuelve a llamar el bromista, y temen la desgracia.
Pero por segunda vez, los burla. ¡Que linda gracia!
Pero, ¿qué sucedió la vez tercera?
Que vino en realidad la hambrienta fiera.

El Joven se alborota,
y por más que patea, llora y grita,
no se mueve la gente desengañada,
y así, el Lobo devoró su manada.

Moraleja
Cuantas veces resulta de un engaño,
contra el engañador el mayor daño.

Más fábulas

Mi Ping en TotalPing.com
Ping your blog, website, or RSS feed for Free