El Águila y las Aves

Un día, el Águila Reina de las aves, ofreció un banquete a todos los animales de pluma. El Halcón, que tenía cargo de mayordomo, se presentó a ella, y le preguntó que a cuál de los comensales prefería sentar a su derecha.

Luego de pensarlo un instante, el Águila respondió:

"Deseo sentar a mi derecha a la Paloma."

El Papagayo y el Pavo Real al escuchar tan "curiosa" respuesta, se indignaron, y dijeron:

"¿Por qué mi Señora?, siendo nosotros tan hermosos, hemos sido reemplazados por la Paloma, que es un ave tan corriente."

El Águila contestó:

"Porque amo más la modestia que la belleza. Ustedes son verdaderamente hermosos y elegantes, pero se han preguntado, ¿qué tan lejos están de ser tan modestos, como la cándida Paloma?"

el aguila y las aves fabula

Moraleja
El que se humilla será glorificado,
y el que se glorifica, será humillado.
 

 

     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)