El Oso y La Zorra

Cierta vez, una Zorra observó a un Oso que pasaba de largo junto al cadáver de un hombre. Ella le dijo al Oso:

"Oiga señor Oso, ¿no se da cuenta que deja de lado una gran presa?"

El Oso con aspecto cansado, respondió:

"Tanta es mi consideración por los Humanos, que jamás tocaría el cadáver de un Hombre ni menos el de una mujer."

La Zorra sorprendida por pensamiento y palabras de un carnicero, contesto con maliciosa cortesía:

"Su consideración seria muy apreciable si lograra experimentar por los vivos el mismo respeto que merecen los muertos."

fabula corta el oso y la zorra

Moraleja
Tan importante es el vivo,
como el venerado difunto.
 

 

     Facebook  Twitter Google+ Imprimir
 
Déjanos un comentario
(Respeta a los demás, evita los comentarios ofensivos)